Las nuevas leyes que han autorizado el uso de la marihuana medicinal no propician un aumento en el número de adolescentes que fuman la yerba, de acuerdo con un nuevo estudio.

Algunos detractores aseguran que la legalización del uso terapéutico de la marihuana podría enviar un mensaje a los jóvenes de que no hay problema con fumarla y los alentaría a la larga a probarla y experimentar con drogas duras.

El número de adolescentes que fuman marihuana ha aumentado, y un estudio previo muestra que ha disminuido el número de ellos que la consideran un producto peligroso.

Sin embargo, el nuevo estudio indica que la marihuana medicinal no es la causa.

Continuar leyendo